Te sabes la teoría: tiene que ser incolora, inodora e insípida, así que cualquier otra cualidad puede indicar algo malo. Estas son algunas de las señales

Foto: Foto: iStock.

Refrescante y necesaria, el agua es un lujo en el que no solemos reparar, pese a que muchos países alrededor del mundo sufren problemas de escasez. Algunos aseguran notar diferencia entre la de la cocina y la del baño y otros eligen filtrarla porque no están muy seguros de las cañerías de su hogar. Y con razón. ¿Alguna vez has abierto el grifo y has encontrado que ese líquido que tenía que ser transparente lucía más bien marrón?

Los residentes de Flint, Michigan, lo experimentaron en 2014, y quizá si has tenido algún corte por reformas en tu hogar has sufrido algo parecido. Un desagradable lodo marrón que sabía a metal salía por los grifos de sus hogares, lo que fue una señal temprana de que algo iba mal con el suministro de la ciudad (recientemente se había cambiado la ubicación). Esta nuevafuente de agua había corroído las tuberías, permitiendo que niveles tóxicosde plomo se filtraran en el agua potable. ¿Conclusión? Alrededor de 10.000 personas sufrieron envenenamiento, uno de los peores desastres de salud en la historia de Estados Unidos, según informa ‘Business Insider‘.

Debe ser incolora, inodora e insípida, así que ten cuidado si está turbia, huele raro o tiene un color inusual, podría ser peligrosa para la salud

aguaEl agua se encuentra contaminada cuando la presencia de componentes químicos en la naturaleza es una densidad superior a la situación natural. En aquellos países donde el agua no es potable (Chad, Mongolia, Mozambique oMadagascar, por poner ejemplos), las enfermedades diarreicas producen millones de muertes, además de darse otros problemas relacionados con la desnutrición y el medioambiente. Por suerte, hay trucos y señales que nos pueden advertir de que el agua que sale del grifo no es segura.

¿Es clara?

Incolora, inodora e insípida, ya te sabes las reglas. Una forma de saber si el agua está contaminada es comprobar si es turbia. Cuando haya habido cortes del suministro en tu hogar, lo mejor es dejar correr el grifo un rato y comprobar que todo funciona correctamente.

Aunque el agua turbia no es necesariamente peligrosa para la salud sí podría indicar la presencia de agentes patógenos o productos inseguros, así que no te la juegues.

PruebaEcoli

Revisa tus manos

En el caso de los residentes de Flint, aseguraron notar que el agua no estaba bien porque parecía muy pegajosa. Se caracteriza por una acumulación de sustancias como el calcio o el magnesio, que dejan depósitos en el fregadero, grifo o vaso. Si tienes las manos pegajosas después de lavarlas o necesitas más detergente para lavar la ropa también podría indicar un problema, aunque no te asustes, no es una señal segura de que se encuentre contaminada. Podría ser o bien por un exceso de calcio o de magnesio (que no causan daño), aunque también podría indicar que hay presencia de aluminio o plomo.

El color

¿Sale amarillenta o marrón? Podría indicar que hay cromo-6, químico causante de cáncer y que seguro que te resulta familiar si has visto ‘Erin Brockovich’. También podría indicar que hay acumulación de hierro, cobre, plomo u óxido, que produce bacterias. Verifica si solo aparece cuando corre el agua fría, porque entonces puede ser debido a que están limpiando las tuberías.¿Cuánta agua necesitamos beber realmente cada día?ADA NUÑOHabrás oído mil veces aquello de que es beneficioso para la salud tomar dos litros de agua al día. En este artículo te resolvemos la eterna duda, ¿cuánta hay que ingerir?

¿Verde o azul? Es a menudo una señal de niveles elevados de cobre causados ​​por tuberías corroídas. El cobre no es malo en pequeñas dosis, pero los niveles altos de exposición pueden producir anemia o daño hepático y renal, así que, de nuevo, no te la juegues.

El olor

Nos advierte rápidamente de que sucede algo raro. El olor a huevos podridos, por ejemplo, significa que el agua podría contener sulfuro de hidrógeno, un gas incoloro que si se expone a ciertas bacterias se convierte en sulfato y puede causar deshidratación o diarrea. Si huele a pescado nos indica un exceso de la sustancia química bario, que puede filtrarse en el agua a través de la perforación y causa daños renales, hepáticos o cardíacos. Si huele a cloro ten cuidado, pues en exceso también causa problemas (irritación en la piel o aumentar el riesgo de cáncer).

Un truco es verter el agua en un vaso e ir a otra habitación, moviéndola, para comprobar si el olor continúa. Es cierto que un sistema de filtración en casa es útil, aunque sirve más para eliminar el mal sabor de los productos derivados de la cloración. Lo mejor es que conozcas de primera mano los informes de calidad del agua y que, por supuesto, huelas y observes bien en caso de notaralgo sospechoso.

Recibe ofertas directo en tu email

Unete a nuestra comunidad y recibe informacion exclusiva sobre el tratamiento de agua en Puerto Rico, sistemas de Generadores Electricos y mucho mas.

Usted ha ingresado su informacion con éxito